Deben tomar en cuenta que, como destino “turistico” Montreal y Quebec ville son las mejores ciudades destino, pero uds no van a pasar la vida de concierto en conciertos rally, desfiles, Formula 1, festivales, Competencias de pirotecnias, museos etc.. para visitar y turistear es magnifico, pero deben informarse que significa el tercer o cuarto año alli, cuando ya esten involucrados en su rutina de trabajo y escuela, universidad y actividades deportivas y culturales… Como toda metropolis, tiene las caracteristicas propias de su categoria. Yo recomiendo consultar con personas que, con una configuracion familiar a la de cada uno de Uds, ya tengan 4 anos o mas establecidos y les escuchen dejando de lado las magnificencias que nos haran vivir el primer año la bien conocida “luna de miel del inmigrante”, luego de un par de anos comenzamos a validar o a reconsiderar la opcion que hemos tomado como ciudad destino.

Hay tres etapas muy claras que le suceden a casi todos los inmigrantes:

La primera es de euforia cuando acabas de llegar y todo te parece hermoso, diferente (y mucho mejor que en el pais de origen), interesante y crees que vas a encontrar fácilmente mil nuevas opciones positivas en tu futuro, es como si fuera una luna de miel con tu nuevo país (esa etapa te dura de 1 a 6 meses). Como Latinoamericano que llegas de una gran ciudad disfrutas muchísimo del sentimiento de seguridad y el poder estar tranquilo de que no te van a asaltar o secuestrar. El que haya mucho menos trafico también es un gran alivio.

La segunda es de depresión, desencanto y un gran, gran estrés, es cuando vez que no todo es tan magnifico como lo habías pensado justo al llegar, cuando no encuentras un empleo con las características que deseas, cuando te enfrentas a diferencias culturales, cuando tus conocimientos lingüísticos no son suficientes para realizar actividades complejas, cuando te invade la nostalgia por la familia, los amigos, la comida, tu idioma, tu cultura, cuando te es complicado hacer nuevos amigos, cuando tus hijos no se integran a la escuela, cuando te enfrentas a rechazo, abusos o prejuicios, cuando no reconocen tus estudios academicos ni tu experiencia laboral; hay muchísimas razones. Algunas las padecimos otras fueron menos graves, esta etapa puede durar de 3 a 24 meses, es muy variable dependiendo de la persona, la familia y tu habilidad para integrarte e ir aceptando la nueva realidad que te rodea. La actitud que tengas hacia tu nueva forma de vida es fundamental, esta etapa pone aprueba de forma muy fuerte la base misma de la unión familiar, hay casos donde solo uno de los cónyuges es el que impulsó la idea de emigrar a pesar de la oposición del otro, entonces cuando hay problemas el que no quería venirse siempre exclama ‘¡te lo dije!’,afortunadamente nosotros siempre estuvimos de acuerdo en este proyecto y hemos estado implicados totalmente,
pero aun así en ocasiones hay raspones inevitables.
La tercera es cuando logras una cierta estabilidad laboral, emocional y social, cuando empiezas realmente a integrarte a través de tu empleo, de tus vecinos, de tus nuevos amigos, de los compañeros de tu hijo, de sus actividades escolares y deportivas, cuando manejas mejor los idiomas y las expresiones locales, cuando obtienes mejores empleos, etc. 
En esta etapa ya tienes una idea de lo que puedes esperar, de forma realista, de tu nueva vida en Canadá, aceptas las desventajas y ya sabes como disminuirlas y vuelves a apreciar mucho, pero de forma mas racional, menos emotiva y ciega tu nueva vida canadiense y eres capaz de sacar ventaja de tus habilidades y diferencias, por ejemplo hablar Español aquí en Canadá tiene sus ventajas o ser polifacético y generalista, por acá la mayoría es MUY especializado.
Obviamente existieron unos periodos de transición y las fronteras de una a otra no son estrictas.

Post Original

Tagged with:
 
Set your Twitter account name in your settings to use the TwitterBar Section.